¿Por qué el sistema es corrupto? Cap. I

domingo, 29 de mayo de 2011

La economía es la gestión de la escasez. Como fue planteado el capitalismo primitivo, esto es, el liberalismo económico, la economía era capaz de nutrir a una sociedad de aquellos bienes necesarios para su supervivencia; además de mejorarlos hasta tal punto que esto sucediese de manera más eficaz y eficiente. Así, los constantes agentes económicos, interactuando (empresas, individuos, Estados...) de manera que el sistema económico se fuera puliendo...perfeccionando, digamos: una empresa compite por otra para hacer un producto mejor (que sea más eficiente, que emplee menos recursos...) etc.


El problema es que esto degeneró. La economía capitalista era un sistema regido por leyes naturales (el "mercado"...) cuyos agentes, influyendo unos sobre los otros de manera constante, interrelacionándose entre sí, debían perfeccionar este sistema, haciendo que alcanzase sus objetivos más y mejor: haciendo que se produjesen bienes para ellos, riqueza...


Sin embargo, la llevada a la práctica de esto ha causado un terrible corrupción. La economía ha dejado de ser una creación del Ser Humano para gestionar unos recursos escasos y se ha convertido en una maquinaria para crear y satisfacer necesidades. Pongamos un ejemplo. En España tenemos más teléfonos móviles que habitantes, perfecto. Algunos lo llaman progreso, yo lo llamo degeneración. Veamos qué es un móvil:


-Un teléfono móvil es una pieza de tecnología punta. No es como hacer una rueda de madera o una antorcha. No, es un bien que ha sido creado necesitando para ello una densa red industrial y tecnológica que lo ha hecho posible.


-Es un producto que emplea recursos valiosos y escasos. En un móvil hay cobre, plata, oro...


-Es un bien que sirve para hablar, para comunicar entre sí a dos personas. Así fue planteado en su momento. Pero hoy en día, las grandes compañías fabricantes nos bombardean con nuevas aplicaciones, a menudo absurdas, con el objetivo de hacer que deseemos esas nuevas aplicaciones, que no son realmente útiles para nada.


En España, en 2007 800 toneladas de móviles pasaron a ser basura. El año pasado la cifra ascendió a 1,15 millones de kilos, 300 toneladas más. Además de esto, una encuesta de multinacional Nokia arroja un dato estremecedor: en España sólo se reciclan el 3% de los móviles.


Bien bien, entonces, tenemos un bien económico, un móvil, que es producido mediante una cuantiosa inversión de recursos humanos, tecnológicos y materiales. Un producto que ha sido creado para satisfacer la necesidad humana de comunicarse pero que hoy en día se aplica para mil polleces más. Imaginemos que el sistema funcionase y que se hubieran dejado de invertir recursos en hacer que los móviles tengan más polladitas inútiles. La ciencia que se ha empleado en ellos, ¿no podría haberse usado en erradicar enfermedades que han renacido de sus cenizas como puede ser la tuberculosis? El sistema capitalista ha hecho que no sea así, ha seguido produciendo móviles más y mejores simplemente porque vendían, y vendían porque se creaba la falsa necesidad de tenerlos.


Esto es así porque el sistema capitalisita vive de satisfacer necesidades. Es un sistema que necesita que haya un constante movimiento de dinero entre sus agentes para seguir funcionando. Un constante movimiento de dinero sugiere un constante intercambio (compra-venta) de bienes y servicios. Bienes y servicios que supuestamente sirven para satisfacer necesidades humanas. ¿Qué significa esto? El liberalismo económico fue creado para satisfacer las necesidades de una sociedad. Hoy en día tenemos los recursos tecnológicos suficientes, y organizativos también eh, para satisfacer las necesidades de la población mundial entera. ¿Ejemplos? Muchos y muy manidos: la sobre-alimentación de EEUU y Europa podría paliar el hambre en amplias regiones de la Tierra. En África se produce comida de sobra para todos sus habitantes, el problema es que no se distribuye de manera equitativa.

¿Esto pasa porque sí? Sin duda alguna: no. Pasa porque al sistema económico que tenemos le conviene que no dejemos de tener necesidades. Y unos determinados tipos de necesidades priman sobre otros. Es mucho más rentable venderle el último modelo de Nokia a un tipo que viva en Londres, que dos kilos de arroz a una familia de África. Así de simple. El liberalismo económico se ha vuelto contra sí mismo y contra los valores que los crearon, ha dejado de ser un medio útil para gestionar un problema de escasez de recursos y se ha convertido en otra cosa: la industria crea necesidades absurdas que son satisfechas mediante la compra-venta de cosas, y eso genera un dinero que alimenta el sistema. Hambre, enfermedades, guerras...siguen ahí.


Antes de pasar a mi siguiente punto, argumento esto último:


-El lobby armamentístico: Hoy en día, mientras escribimos esto, la OTAN bombardea al régimen libio para destruir unas armas que nosotros les vendimos...y que lo hicimos para masacrar de manera destacada a una población esclavizada por un dictador. La guerra de Irak no fue más que la necesidad de empresas como Lockheed Martin para librarse de su stock balístico. Así podrían fabircar más y volver a venderlas. Cuando lo hicieron destruyendo un país entero, otras empresas aparecieron, llenándose los bolsillos, para reconstruirlo. La guerra, esto es, destruir cosas con productos carísimos, para vovler a reconstruirlas, es muy muy rentablle.


-Como rentable es la Sanidad. Hace poco leí una lo que Richard Roberts, Premio Nobel de Medicina decía sobre el lobby farmacéutico: “Los medicamentos que realmente curan no son rentables, siendo un negocio más rentable lanzar al mercado medicamentos que son consumidos de forma prolongada” . Es decir, en el caso del cáncer, interesa más convertir una enfermedad que es un drama para quien la padece y sus familias, en una enfermedad crónica, antes que en una enfermedad curable. ¿Y por qué no? ¿alguien sabe cuánto cuesta un tratamiento de quimioterapia? Por supuesto que hay muchos tipos de fármacos, ciclos de quimio, etc, pero estamos hablando de cantidades que oscilan entre los 1200 y 12.000 euros/mes. Un hospital madrileño mediano puede gastar 50.000 euros al mes en quimio. Es difícil que curando el cáncer las farmacéuticas puedan sacar más tajada. Pero para quien le interese, añado:


http://www.generaccion.com/noticia/104605/canada-encuentran-cura-al-cancer-pero-no-reciben-apoyo-debido

1 comentarios:

Sevda Dere dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails